El pececillo pescado


Un pescador, tras  lanzar al mar su red, sólo capturo un pececillo. Rogó éste al pescador que le dejara por el momento en gracia de su pequeñez.

- Cuando sea mayor, podrás pescarme nuevamente, y seré para ti de más provecho -, hablo el pececillo.

-¡Hombre-respondió el pescador-, no sería inteligente soltando la presa que tengo en la mano para contar con la presa futura, por un tamaño que tuviera!

Más vale una pequeña moneda en el bolsillo, que un tesoro en el fondo del mar.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario