La zorra y el leon enfermo

Un viejo y enfermo león como  ya no poseía la fuerza de la juventud  decidió usar  la astucia para conseguir sus presas. Para ello se metió en una cueva y se tendió en el suelo, gimiendo y fingiendo que estaba enfermo. Así, cuando los otros animales pasaban para visitarle, los atrapaba sin piedad  para su comida.

Habían sido cazados muchos animales, cuando la zorra, adivinando cuál era su engaño, se acercó también y deteniéndose a prudente distancia de la cueva, preguntó al león cómo le iba con su salud.

- Yo entraría - comentó la zorra - si no viera que todas las huellas entran, pero no hay ninguna que llegara a salir.

Debes prestar atención, mantenerte alerta y atento en todo momento para evitar los peligros


No hay comentarios:

Publicar un comentario